Buscador de noticias

Por título o palabra clave
  • Por fecha de publicación
Facebook Tweet Google+

Facultad de Medicina

Estudio financiado por el Tercer Concurso Proyectos de Investigación en Salud de nuestro plantel

Con estimulación transcraneal al cerebelo apuntan a disminuir riesgo de caídas

La investigación es liderada por el profesor Juan José Mariman, académico del Departamento de Kinesiología de la Facultad de Medicina. Apunta a beneficiar tanto a adultos mayores como a pacientes con enfermedad de Parkinson o secuelados de accidentes cerebrovasculares.

Profesor Juan José Mariman

Profesor Juan José Mariman

“Un problema importante de salud pública son las caídas, sobre todo en el adulto mayor. Por eso es que se han probado, con distinto éxito, estrategias para prevenir o dotar a las personas con mayores estrategias de respuesta al momento de enfrentar una caída. En la búsqueda de tratar de innovar la manera en que entrenamos el sistema nervioso para responder a una situación de este tipo, queremos estimular la función del cerebelo, que está involucrado con la mantención del balance, para observar si esta estimulación puede preparar al individuo para generar una respuesta más adecuada ante una perturbación del equilibrio”.

Según explica el profesor Mariman, quien es kinesiólogo titulado de la Universidad de Chile, Magíster en Neurociencias y Doctor en Ciencias Biomédicas, uno de los roles del cerebelo es justamente dar respuesta a las alteraciones del equilibrio –en lo que está involucrado todo el sistema nervioso-, así como adaptarse a ellas para aprender estrategias para restablecerlo. “Entonces eso es lo que queremos potenciar con la estimulación: ese rol en particular del cerebelo en la adaptación de la respuesta motora. Lo haremos a través de un par de electrodos ubicados en una posición específica sobre la cabeza, pues se ha demostrado que puede influir en mejorar esa respuesta”.

Los electrodos serán puestos de manera no invasiva, uno sobre el cuero cabelludo en la parte posterior de la cabeza y el segundo ya sea en la mejilla o el hombro a modo de retorno. “La idea es generar un flujo de corriente que movilice distintas sustancias al interior del sistema nervioso, lo que debiera potenciar la función del cerebelo”, añade el investigador.

Para ello, reclutarán individuos sanos que organizarán en dos grupos –uno que recibirá estimulación transcraneal y otro control- a los que someterán a dos simples experimentos: uno para ver su reactividad frente a una situación que podría generarles desequilibrio, y otro para ver su ajuste postural y capacidad de predicción. Luego compararán los resultados mediante diversos indicadores, como la aceleración del cuerpo o el patrón de activación muscular, usando elelectromiografía.

Mejora en la predictibilidad de la respuesta motora

“Lo que esperamos es que aquellos que reciban la estimulación eléctrica mejoren en el tiempo su activación muscular como respuesta frente a la perturbación del equilibrio, así como ajusten su postura de manera más eficiente y tengan una mayor capacidad de predicción frente a una actividad determinada”. Además, añade, apuntan a que en la medida en que los individuos se hayan expuesto a más sesiones de estimulación transcraneal, las respuestas de aceleración del cuerpo y de patrón de activación muscular se adelanten en el tiempo; es decir, sean más rápidas. “Teóricamente, a medida que el sujeto va experimentando el estímulo, debería ir prediciendo, optimizando esa respuesta; queremos ver es si esa curva de predicción de la perturbación cambia con estimulación versus sin estimulación. Lo que se ha visto en otros paradigmas de adaptación es que la estimulación cerebelosa acelera esta curva de aprendizaje, por tanto los sujetos logran un mejor rendimiento antes que el grupo no estimulado”.

Por último, indica el académico, los resultados obtenidos podrían sentar las bases para continuar esta línea de investigación en pacientes de la tercera edad o afectados por Parkinson o con secuelas de un accidente cerebrovascular. “Alternativas como esta, en la que se potencia el funcionamiento del sistema nervioso a través del cerebelo, podrían ser auspiciosas. Es una pregunta que nosotros quisiéramos testear, en la misma línea, pues por ejemplo en nuestra universidad ya se ha demostrado que la estimulación de otra zona, como es la médula espinal, es suficiente para compensar algunos de los daños producidos por el Parkinson”

El concurso Proyectos de Investigación en Salud de la Facultad de Medicina está dirigido a académicos pertenecientes a los departamentos clínicos y a los departamentos de disciplinas de la salud (Enfermería, Fonoaudiología, Kinesiología, Nutrición, Promoción de la Salud de la Mujer y el Recién Nacido, Tecnología Médica y Terapia Ocupacional), que estén en etapas iniciales de la carrera de investigador y que no hayan contado previamente con financiamiento de agencias nacionales o extranjeras.

 

  • Compartir:
    http://uchile.cl/u154081
Su mensaje fue enviado correctamente
Nombre del Destinatario:
E-mail destinatario:
Su nombre:
Su e-mail:
Comentarios: