Buscador de noticias

Por título o palabra clave
  • Por fecha de publicación
Facebook Tweet Google+

Noticias del Senado Universitario

Columna del Senador Abraham Pizarro

"El sentido de pertenencia"

Senador Universitario Abraham Pizarro, representante del estamento de funcionarios.

Senador Universitario Abraham Pizarro, representante del estamento de funcionarios.

Enlaces relacionados
Web Senado Universitario
Perfil del Senador Abraham Pizarro

En ese contexto es que me parece que hay que ubicar a los Andrés Bello y otros que tuvieron el buen sentido y fundaron esta Universidad. En efecto, a sabiendas de esta necesidad, de la precariedad, con que uno puede encontrarse en el mundo, y más aún aquí en América, es que dichos sabios construyeron y lograron un espacio, una frágil fortaleza, como ésta. Universidad que, sin embargo, por desidia, nosotros podemos perder.
Nosotros, como herederos de este legado podemos dejar de entender lo que hemos recibido.
Podemos desubicarnos y perder el hilo de ese sentido alguna vez orientador.
                                                                                                                                 Alfredo Jocelyn Holt

El sentido de pertenencia significa arraigo a algo que  consideramos importante, como las personas, grupos, organizaciones o instituciones. Hoy nuestro mundo está afectado en sus valores éticos. Principios fundamentales sobre los cuales nuestros predecesores concibieron y construyeron la sociedad contemporánea.

La Universidad De Chile el ultimo bastión de lo público y estatal se encuentran erosionada. Sus integrantes hemos  perdido mucho de nuestro sentido de unidad y eso nos hace moralmente débiles y como conjunto social... vulnerables.

Todo aquello que surge desde el interior de la Universidad De Chile, desde el corazón mismo de su esencia laica y pluralista atenta contra su historia.

Fernando Lolas1 nos hablaba hace algún tiempo de los herejes, apostatas y cismáticos.

"Los herejes, decía, están dentro de la institución, alejados de los dogmas institucionales. Los apostatas salieron de la institución y fueron alguna vez ortodoxos, luego se marginaron y formaron nuevos grupos son cismáticos y divisionarios."

Palabras que encierran un cúmulo de verdades.

Cuando pensamos que con el advenimiento de la democracia  quedaba definitivamente  atrás el amargo episodio de la dictadura apareció esta otra dictadura, el poder político, amparado bajo una manoseada democracia.

Cuatro gobiernos "democráticos" con presidentes egresados de nuestra universidad nunca concibieron un trato especial para la Universidad De Chile pese al conocimiento que se tenía sobre la crisis institucional que había afectado a la universidad durante el régimen militar entre los periodos 1973 - 1989.

 2Cuando el presidente Aylwin envió el día 10 de septiembre de 1992 a la Cámara de Diputados el proyecto que modificaba la ley 18.962 "Orgánica Constitucional De Enseñanza", ésta no contemplaba ningún trato especial para la Universidad De Chile y fue consideraba como una más dentro de tantas otras cuyo número se ampliaba con la creación de universidades privadas iniciado el año 1981.

La Universidad quedo enfrentada a sus similares con una clara desventaja, ya que quedó atada a un conjunto de trabas administrativas que le impedirían competir por los recursos existentes.

Luego, el Presidente Eduardo Frei Ruiz Tagle presionaría constantemente al Senado De La República para que aprobara urgentemente la ley marco para las universidades estatales con la idea de su antecesor de no considerar ningún trato y/o ley especial para la Universidad De Chile.

Ricardo Lagos nada y Michael Bachelet prometió un nuevo trato cuando su mandato expiraba dejando todo en el limbo.

Ellos son los apostatas que hoy forman grupos cismáticos.

Y en el interior quedan los herejes que hablan de lo privado, que a la Universidad De Chile hay que desollarla viva en presencia de los juristas de la Corte Suprema.

Que no merece el reconocimiento que le ha dado la historia y que los aportes que realizo a la educación, a la organización institucional y política del país, a la infraestructura energética y productiva, a la integración vial, a la salud, a las humanidades y el arte... son cosas del pasado.

Los herejes  perdieron el  mínimo sentido de pertenencia, no pertenecen a nada ni a ninguna parte y todo se hace ajeno y, progresivamente,  van perdiendo el interés en lo que nos afecta directamente como institución.


1- Fernando Lolas S. " Algunas Aporías De La Institución Universitaria En Chile"

2- Abraham Pizarro L. "Las Dos Últimas Décadas De La Universidad De Chile"

 

 

 

  • Compartir:
    http://uchile.cl/u78070
Su mensaje fue enviado correctamente
Nombre del Destinatario:
E-mail destinatario:
Su nombre:
Su e-mail:
Comentarios: