En la Casa Central de la Universidad de Chile

Prof. María Olivia Mönckeberg inaugura seminario de la Red de Universidades Estatales sobre vinculación con el medio

La profesora María Olivia Mönckeberg, Premio Nacional de Periodismo 2019 y ex Directora del Instituto de la Comunicación e Imagen, ICEI, inauguró el seminario “Vinculación con el Medio: Universidades estatales al servicio del país” destacando la red colaborativa que las casas de estudio han puesto en marcha para tener un rol activo en el desarrollo de su entorno y comunidades.

Junto al Rector de la Universidad de Chile, Dr. Ennio Vivaldi- quien encabezó la ceremonia- y la Vicerrectora de Vinculación con el medio de la Universidad de Santiago, Karina Arias, Mónckeberg partió sus palabras señalando la importancia de una extensión que se involucre participativamente con los habitantes de sus entornos.

Ha costado que se entienda la importancia de la extensión y la vinculación con el medio como algo sustancial de la universidad. Pero hoy, al menos dentro de nuestras casas de estudio, se está percibiendo que estas actividades tienen que proyectarse en una relación dinámica, real y activa con el medio en que viven; en una vinculación verdadera con los habitantes de la ciudad, la región o el país. Y a su vez, en un proceso de retroalimentación constante que enriquece así la propia vida de las universidades, a través de nuevas preguntas por resolver y de los desafíos constantes que se presentan”, expresó la académica del ICEI.

En esa línea, la autora de best sellers de periodismo de investigación como “El negocio de las Universidades en Chile” y “Con Fines de Lucro: la escandalosa historia de las universidades privadas de Chile”, sostuvo que las universidades del estado están definidas por su rol público, compromiso con la sociedad y la capacidad de escuchar y detectar los problemas que esta sociedad presenta.

El país necesita de sus universidades como puntales del conocimiento y de elaboración de nuevas ideas y respuestas a los múltiples problemas que una sociedad desigual como la nuestra plantea. Así, comprobar hoy la existencia de una Red de Universidades del Estado que juntas quieren construir un sólido camino en ese sentido representa un valor que hace unos años no habríamos soñado que se podía lograr”, agregó Mönckeberg.

Comunidades comprometidas

La profesora titular de la Universidad de Chile también enfatizó en que este esfuerzo es parte de un compromiso de estas casas de estudio para cumplir con su misión constituyente tras un oscuro periodo en Dictadura, donde se intentó destruir a las dos universidades estatales existentes en 1981, la Universidad de Chile y la Universidad Técnica del Estado.

“Estas fueron arrasadas y maltratadas en términos de presupuesto y de persecusiones contra sus profesores, funcionarios y estudiantes. Sin embargo, lo notable fue que del castigo y del afán de destrucción surgieron débiles al comienzo aquellas “hijas” que poco a poco tuvieron vida propia: las universidades regionales que se forjaron a lo largo del país a partir de las propias sedes o los “pedazos” de las que habían sido estas dos universidades tradicionales”.

La académica del ICEI continuó señalando que fue el esfuerzo de las propias comunidades las que sacaron adelante a las casas de estudio regionales, a pesar de la cruda competencia que han afrontado con un modelo neoliberal y mercantilista en educación superior.

“La creación de las universidades regionales originalmente establecidas como institutos –pese a que no tuvo un motivo de apertura sino una razón geopolítica para debilitar más a la Universidad de Chile y a la técnica- fue de las pocas cosas en materia educacional implantadas por el gobierno militar que, a la larga, puede reconocerse como algo positivo. Esto porque permitió a cada universidad regional identificarse con su territorio y su comunidad. Y, con todo, las dos universidades tradicionales no perdieron su carácter nacional”.

En ese sentido, añadió que la red de universidades estatales “es en sí una muestra de un potencial que se tonifica en la acción y respaldo común, en la mutua colaboración”.

Misión inherente de su quehacer

De igual forma, la ex directora del ICEI destacó el reconocimiento hecho a las casas de estudio por parte de la Ley 21094, más conocida como la Ley de Universidades Estatales. En esa distinción que hace con el resto de las instituciones de educación superior, Mönckeberg afirmó que la vinculación con el medio no es una simple frase.

“Es una obligación primordial y constitutiva. Algo inherente y necesario. En momentos como el que vivimos en Chile, con el evidente desprestigio de todas las instituciones, es imprescindible que las universidades del estado desempeñen este papel que se les asigna por derecho y deber propio”.

La profesora del ICEI aludió en ese contexto al lineamiento que el Consorcio de Universidades Estatales delineó en su marco de referencia. “Chile tiene grandes desafíos relacionados con la búsqueda de mejor calidad de vida para quienes habitan este territorio. Esto implica hacerse cargo de las desigualdades sociales, la investigación al servicio de las comunidades, el cambio climático y el desarrollo sustentable”.

Finalmente, la Premio Nacional de Periodismo 2009 concluyó sus palabras manifestando que las acciones de las universidades estatales, en su vinculación con el medio, ya están en marcha, como su participación en la discusión de políticas públicas, labor central para que ejerzan su rol público imprescindible.

“Todas las miradas expuestas en este seminario son necesarias y complementarias, en las que tendrán mucho que decir, además, las voces surgidas de las universidades, otros actores públicos y privados con los que las universidades del Estado tienen que establecer un diálogo permanente para lograr ejercer esa vinculación con el medio”, expresó Mönckeberg.

Compartir:
https://uchile.cl/u157355
Copiar