Aniversario

Homenaje a profesor Jorge Gilchrist para celebrar 70 años de Ingeniería Forestal

En el año 1952 se creó la carrera de Ingeniería Forestal en la Universidad de Chile, albergada en un comienzo en la Facultad de Agronomía, tras la relevancia que adquiere el sector forestal en nuestro país, la Casa de Estudios crea la Facultad de Ciencias Forestales en el año 1972.

En la historia de la carrera de Ingeniería Forestal, adquiere gran relevancia la figura de Jorge Gilchrist Leighton, académico especialista en manejo del bosque nativo. Como director de la Escuela de Ciencias Forestales era el líder de todo el sector forestal dentro de la Facultad de Agronomía y formó parte importante en las negociaciones con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) para la construcción del Campus Antumapu, en La Pintana, donde se trasladó finalmente la Facultad.

Estamos inaugurando este auditorio rindiendo homenaje a Jorge Gilchrist, porque es necesario preservar la memoria de la institución, memoria que es forjada en gran medida por los académicos, aquellos que nos dan las herramientas para desempeñarnos, ojalá con éxito, en nuestra profesión”, sostuvo la Decana de la Facultad de Ciencias Forestales y de la Conservación de la Naturaleza, profesora Carmen Luz de la Maza, destacando que fue ayudante del profesor Gilchrist y que él mismo fue el guía de su tesis.

Narrando la historia de cómo fue la llegada de la familia Gilchrist a Chiloé, invitada por Vicente Pérez Rosales, y cómo Jorge Gilchrist Leighton fue uno de los hijos escogidos para seguir estudios universitarios, su nieto, Christian Gilchrist agradeció este emocionante homenaje a nombre de sus seres queridos.

“Es importante valorar de dónde viene uno, de dónde venía mi abuelo, por todo el esfuerzo que pasaron como familia. Una familia que veía la educación como elemento fundamental de transformación, por eso se dedicó a la docencia y la investigación, y la Universidad de Chile, la Escuela de Ciencias Forestales, se transformó en su casa”, afirmó Christian Gilchrist.

El profesor Antonio Vita, académico del Departamento de Silvicultura y de la Conservación de la Naturaleza, fue estudiante del profesor Gilchrist y guarda los mejores recuerdos de sus enseñanzas y su calidad humana.

“Se preocupaba del bienestar de los estudiantes. En las prácticas estaba pendiente de las comidas, de la estadía. Las cosas complejas las hacía simples, en lo profesional, el siempre encontraba una solución porque tenía una gran experiencia, especialmente en el manejo del bosque nativo”, relató el profesor Vita, recordando que el profesor Gilchrist le hizo recomendaciones a su tesis, que, si bien retrasaron su trabajo, fueron una contribución para que quedara mucho mejor.

Como un hombre íntegro, consecuente, exigente, severo y riguroso calificó el profesor Jorge Correa al profesor Gilchrist, a quien conoció como estudiante, ayudante, colega y compañero en varios proyectos.

“Cómo no recordar esos días en aquella antigua casona de calle Seminario donde funcionaba nuestra Escuela, donde se daba paso a grandes inquietudes del cuerpo académico y movimiento estudiantil, como la de fortalecer cada vez más la independencia de nuestra carrera y posicionarla dentro de la universidad y del país, como también aspirar a la meta de futuro tan anhelada por nuestra comunidad, de llegar a constituirse en Facultad de Ciencias Forestales”, recordó el profesor Correa, destacando la influencia que tuvo el profesor Gilchrist en este importante hito para la Universidad de Chile.

Al terminar la ceremonia, Jorge Gilchrist hijo y la Decana de la Maza develaron la placa al ingreso del auditorio con el nombre del profesor Gilchrist, en homenaje a la relevancia de su figura en la historia de la Facultad.

Compartir:
https://uchile.cl/u186992
Copiar