Periodo 2022-2026

Profesora Loreto Rebolledo asume como primera decana de la Facultad de Comunicación e Imagen de la U. de Chile

Tras cuatro años de gestión como directora del Instituto de la Comunicación e Imagen, este miércoles 31 de agosto la profesora María Loreto Rebolledo se convirtió en la primera decana de la Facultad de la Comunicación e Imagen. La académica asumió el cargo por el período 2022-2026, luego de que la comunidad universitaria celebrara la transformación de esta unidad el pasado mes de junio, tras casi 20 años de existencia.

“Hoy es un día especialmente importante para todos y todas los que integramos esta comunidad. El antiguo sueño de una Facultad de Comunicación e Imagen es hoy una realidad. Una realidad que ha sido posible gracias al tesón y a la obstinada persistencia de un colectivo que, a lo largo del tiempo y de diversas generaciones, no se resignó a la intrascendencia y mediocridad a la que algunos la quisieron relegar”, fueron las palabras con la que la profesora Loreto Rebolledo se dirigió a la comunidad universitaria en la ceremonia de investidura.

El acto se llevó a cabo en el Salón de Honor de la Casa Central y fue presidido por la rectora de la Universidad de Chile, Rosa Devés. En su discurso, la máxima autoridad universitaria mencionó que el paso de Instituto a Facultad ocurre “en un momento también clave para el país y los desafíos globales”. En esta línea, planteó que “la Facultad sabrá concurrir a los nuevos desafíos aportando a la formación de futuras generaciones de periodistas, comunicadores, cineastas y realizadores de televisión en la tradición y espíritu de la U. de Chile, así como también en el enfoque interdisciplinario en el campo de la comunicación y la imagen”, agregó.

La rectora también destacó el trabajo de la Facultad en iniciativas como “Más amplitud, más voces, más democracia”, impulsada por el Ministerio Secretaría General de Gobierno, en la cual trabaja junto a la U. de la Frontera y la U. de La Serena. Asimismo, agradeció “la generosa colaboración recibida de parte de sus académicas y académicos para fortalecer los medios de la U. de Chile, muy especialmente en relación al naciente proyecto de televisión universitaria como un modelo de excelencia, de alta calidad y compromiso público”, añadió.

A la Facultad, señaló la rectora, “le espera un desafío mayor, que trasciende su propio desarrollo y que dice relación con el futuro de la Universidad como un todo”. Al respecto, planteó que “esta Facultad no ha nacido en 2022 para ser igual que aquellas que iniciaron su vida académica en los años 40 del siglo pasado, y menos las que tuvieron su origen en el siglo XIX. Les invitamos a mostrar que una Facultad nacida en el siglo XXI es en verdad diferente”, dijo. “Precisamente, ese desordenamiento que implica una transformación permite articular nuevas capacidades, y –a través de la colaboración– promover también cambios en otras unidades. El desafío, entonces, no es llegar a ser como las demás, sino mostrar nuevos caminos y liderar cambios desde esa creatividad y energía que implica un nacimiento”.

Desafíos de la Facultad

La cita contó con la proyección de dos videos en vivo, el primero de ellos con imágenes exclusivas de archivo de la Radio Juan Gómez Millas, la Cineteca y la Radio de la Universidad de Chile, que fue musicalizado en piano y guitarra por los profesores Andrés Maupoint y Rolando Cori respectivamente. El segundo video presentado rescataba parte de la Escuela de Periodismo y de Cine, las movilizaciones en dictadura y parte de los discursos de las principales autoridades que ha tenido FCEI a lo largo de su historia. María Olivia Mönckeberg, Premio Nacional de Periodismo, recalcó en el material  el rol de las escuelas de Periodismo y Cine, “que son de las escuelas que forman a los nuevos profesionales, es una responsabilidad tremenda”. Por su parte,  Faride Zerán comentó que “El paso de instituto a facultad refleja un momento histórico para esta comunidad conformada triestamentalmente, por estudiantes, académicos, funcionarios que lucharon durante décadas para que se diera esta instancia. Me parece que era algo justo y que esperamos largamente muchas generaciones”

En esa línea, la decana Rebolledo recordó los inicios del entonces Instituto de la Comunicación e Imagen de la Universidad de Chile. “Las movilizaciones de las y los estudiantes lograron sacar de la inercia a la Universidad en diversos momentos. A ellos se ha sumado siempre el compromiso y el trabajo esforzado de los funcionarios y funcionarias, y la creatividad e inconformismo de los académicos y académicas”.

Además, agradeció a las autoridades que hicieron posible este crecimiento. “Desde fines de los años 90, hemos contado con autoridades que fueron capaces de escuchar y hacerse cargo de la importancia de la formación de comunicadores con sentido de lo público. Estamos profundamente agradecidos y agradecidas por su contribución a dar un lugar digno a las comunicaciones dentro de la Universidad de Chile. Agradecemos al ex rector Luis Riveros, por llevarnos al campus Juan Gómez Millas y sacarnos del exilio- de la huesera como decían algunos-. Al ex rector Víctor Pérez gracias por el Proyecto Bicentenario que nos hizo crecer y fortalecernos. Gracias al ex rector Ennio Vivaldi por su apoyo y gracias rectora Rosa Devés por su compromiso incondicional y por creer en nosotras”.

La nueva decana también destacó que con la nueva institucionalidad se hace aún más urgente cumplir un rol relevante en la defensa de la libertad de expresión e información con una perspectiva de ética, verdad y respeto a la diversidad en una sociedad marcada por la desigualdad y la desconfianza. “En estos cuatro años, en contexto de la revuelta de octubre de 2019 y la pandemia que aún persiste, logramos crecer en lo académico, cumplir con los compromisos contraídos respecto de la institucionalización y la gestión organizacional y presupuestaria. Todo ello en un marco de participación y colaboración triestamental”.

Por su parte, la profesora Rebolledo igualmente planteó los desafíos de la Facultad, entre ellos, materializar su visión sobre el rol de las comunicaciones, del Periodismo y del Cine y la Televisión en la sociedad chilena actual. “Todo apunta a que los años que vienen serán tiempos conflictivos: en lo económico por una crisis que ya está presente; en lo político por los resultados del plebiscito del 4 de septiembre; en lo internacional por la guerra en Ucrania y en lo medioambiental por los efectos del cambio climático”. 

En esa dirección, relevó el rol de la Universidad frente a los avances comunicacionales, “que incidirán de manera importante en lo social y cultural, los que representarán nuevas posibilidades para la investigación sobre las comunicaciones y de las cuales deberemos hacernos cargo teniendo en cuenta sus luces y sombras, como las redes sociales, que tienen la potencialidad de romper los cercos informativos, sin embargo, también son fuente importante de noticias falsas que circulan de manera rápida y masiva”, sostuvo y anunció la creación de un próximo doctorado en Comunicación Social que dé cuenta de las transformaciones que de cuenta de un proceso interdisciplinario, “un diálogo y un proyecto continuo de aporte a la valorización de las diferencias, la democratización de las oportunidades y sobre todo a la contribución fundamental que la universidad hace con sus tareas académicas a la justicia social”.

Asimismo, resaltó el desarrollo de nuevas líneas de investigación y creación, como la comunicación-educación con Cero en Conducta que ha venido trabajando con diversas comunas  del país con el fin de introducir el cine en la escuela; y anunció la creación del Premio Nacional Manola Robles Delgado, destacada periodista radial egresada de la Universidad de Chile y la Cátedra Iberoamericana de Periodismo que llevará su mismo nombre en homenaje a su trayectoria, labor que se está impulsando junto a Radio Cooperativa, la Agencia EFE y la Embajada de España en Chile. 

Por último, destaco el trabajo y los desafíos que vienen con la Plataforma Cultural, espacio que permitirá fortalecer “la vinculación con las comunidades adyacentes al campus y con toda la ciudad a partir de la apertura al público de sus instalaciones. Allí se alojará la Cineteca de la Universidad de Chile, con su área de conservación, restauración y un espacio para consulta de investigadores. Existirá además en ese espacio un laboratorio de realidad virtual, video juegos y tecnologías emergentes que posibilitará la investigación/creación transdicisplinar”. 

Compartir:
https://uchile.cl/u189874
Copiar