Educación presentará proyecto para cambiar distribución del Aporte Fiscal Indirecto

Poco más de $23 mil millones destinará el Estado en 2013 al Aporte Fiscal Indirecto (AFI), un fondo que se distribuye entre las instituciones de educación superior que matriculan a los 27.500 mejores puntajes en la PSU. Sin embargo, es posible que este año sea el último en que estos recursos se asignen por este mecanismo.

Ello, porque el ministro de Educación, Harald Beyer, anunció ayer al Consejo de Rectores (CRUCh) que a mediados de año el gobierno enviará al Congreso un proyecto de ley para modificar el criterio de distribución del fondo, de tal forma que se convierta en un mecanismo para favorecer la equidad en el acceso a la enseñanza superior.

(...)

Sobre nueva institucionalidad que administre la PSU, no hay nada decidido aún -aunque se aclaró que al CRUCh no le gusta la propuesta del Mineduc-, aunque el ministro Beyer volvió a insistir en la necesidad de modificarla. "El tema institucionalidad no está en nuestra agenda", dijo el rector de la U. de Chile, Víctor Pérez.

 La opinión de los rectores frente al cambio al AFI

Víctor Pérez

Rector U. de Chile

"Es una propuesta interesante porque se hace cargo de algo que venimos diciendo desde hace años, que es cómo mejoramos el tema de la equidad en el ingreso".

Sergio Lavanchy

Rector U. de Concepción

"Comparto el criterio de que se incorpore un componente equitativo. Eso se ha planteado desde hace muchos años, y si hay voluntad del Mineduc, podríamos hacerlo".

Álvaro Rojas

Rector U. de Talca

"Para buscar a los mejores alumnos por PSU, las universidades hacen todo un marketing basado en una quimera que no refleja la realidad de las instituciones".

Aldo Valle

Rector U. de Valparaíso

"Es muy positivo, porque el AFI no tiene un efecto redistributivo, y, a mi juicio, avanzar en una materia como ésta es una estupenda señal".

Juan Zolezzi

Rector U. de Santiago

"El AFI tiene el concepto de que el mejor alumno es al que le va mejor en la PSU, y eso es absurdo. Pero eso está en la ley, y había que cumplirlo".

Cómo se reparte hoy el fondo

Según la norma de 1981 que regula el AFI, estos recursos se entregan a los planteles en función de cuántos de los 27.500 mejores puntajes en la prueba de admisión a la educación superior del año inmediatamente anterior logran captar. Es decir, los recursos de 2013 se asignarán de acuerdo a la matrícula del año pasado.

El monto no es igual para todos los estudiantes, ya que quienes sacan puntajes más altos "aportan" más dinero a su plantel.

El año pasado se repartieron poco más de $22.500 millones por concepto de AFI, de los cuales las universidades Católica y de Chile se llevaron $8.640 millones.

En total, los planteles del Consejo de Rectores recibieron $17 mil millones, mientras que las universidades privadas se quedaron con $5.100 millones.

Los institutos profesionales y centros de formación técnica, en conjunto, sumaron poco más de $90 millones, mientras que las escuelas de las fuerzas armadas matricularon a alumnos que les dieron poco más de $100 millones por concepto de AFI.

 

 

Compartir:
https://uchile.cl/u89760
Copiar