Universidad de Chile

Presentación

Historia del examen de admisión

La Universidad de Chile y las Pruebas de Admisión.

La U. de Chile ha creado y elaborado las pruebas de admisión a la universidad desde los orígenes de la educación superior. A mediados del siglo XIX, adoptó el Bachillerato como método de admisión; luego fue la gestora de la Prueba de Aptitud Académica (PAA) en 1967; y, a comienzos del siglo XXI, fue fundamental en el surgimiento de la actual Prueba de Selección Universitaria (PSU).

Bachillerato: El primer sistema de Admisión

El 19 de noviembre de 1842 se fundó la Universidad de Chile. En su ley orgánica se estipuló un sistema de evaluación para ingresar a cursar las carreras que impartiría la casa de estudios.

Ocho años después, en 1850, recién comenzó a implementarse un examen oral, cuya aprobación otorgaba el grado de Bachiller.

En el transcurso del siglo XIX y comienzos del XX, el Bachillerato mantuvo una base de materias, salvo pequeñas variaciones como el ingreso y salida del idioma latín. Los aspirantes debían rendir y aprobar exámenes escritos de lengua materna, de una lengua extranjera y de Historia y Geografía de Chile, junto a las pruebas específicas que correspondieran a la mención a la que postulaban.

Sin embargo, durante la primera presidencia de Carlos Ibáñez del Campo, y a causa de sus políticas, se produjo una crisis educacional. Durante su gobierno (1927-1931) se sucedieron cuatro rectores en la Universidad de Chile, y se dictaminó que para ingresar a la educación superior el único requisito era el egreso de la enseñanza media.

Con la caída de Ibáñez, envuelto en una crisis económica y política, se repuso el Bachillerato y fue la prueba de admisión hasta la implementación de la Prueba de Aptitud Académica en 1967.

Prueba de Aptitud Académica

En la década de 1960, el modelo de examen del Bachillerato que se había aplicado durante más de un siglo, al masificarse cada vez más, recibió diversas críticas relativas a su rigurosidad como sistema de selección de alumnos para las universidades chilenas.

Estos cuestionamientos fueron fundamentales para que en 1963 un grupo de investigadores de la Universidad de Chile, sobre la base de estudios desarrollados desde mediados de la década de 1950, aplicaran experimentalmente una nueva prueba, tanto a los estudiantes de primer año universitario como a alumnos de último año de enseñanza media. Los resultados de esta investigación y aplicación dieron origen a la Prueba de Aptitud Académica (PAA), inscrita como propiedad intelectual de la Universidad de Chile el 22 de octubre de 1965, bajo el registro N° 30.965.

En sesión del 7 de septiembre de 1966, el Consejo Universitario de la Universidad de Chile acordó aplicar la PAA como mecanismo de selección e ingreso a la totalidad de sus carreras. Además, este sistema fue puesto a disposición de las otras siete universidades existentes en la época, en la medida en que éstas quisieran utilizarla como mecanismo de selección. En ese mismo año, se promulgó la Ley N° 16.526 que suprimió el Bachillerato y estableció la Licencia de Enseñanza Media como uno de los requisitos legales de ingreso a las universidades.

En este contexto, el 11 de enero de 1967 se aplicó por primera vez la Prueba de Aptitud Académica de la Universidad de Chile a nivel nacional y para todas las instituciones de educación superior. Esta batería de pruebas se mantuvo vigente durante 35 años, en los cuales fue sometida a constantes revisiones y adecuaciones acordes con las necesidades que debía cumplir. Por ejemplo, inclusión de pruebas especiales para ingresar a determinadas carreras.

Cabe señalar que, junto con la aplicación de la PAA, la Universidad de Chile, por mandato de las Universidades que conforman el Consejo de Rectores, también efectúa la selección de postulantes a cada una de ellas, conforme a los requisitos de sus respectivas carreras considerando, además de las pruebas de selección, las notas de enseñanza media obtenidas por los postulantes.

Sedes regionales: La causa colateral

La U. de Chile, durante la década de 1960, realizó un importante proyecto de ampliación hacia distintas zonas del país mediante la creación de las sedes regionales. Este plan, gestado bajo la rectoría de Juan Gómez Millas, tuvo el objetivo de impartir educación superior, preferentemente, para la formación de profesionales necesarios para el desarrollo de las zonas respectivas, y logró que la matrícula aumentara en más de 3 mil alumnos a nivel nacional a fines de esa década. La posibilidad de acceder a la educación superior en la región del postulante incidió para que la PAA sea aceptada como método válido de selección.

Las primeras sedes regionales fueron creadas en Temuco y La Serena en el año 1961, bajo el nombre de colegios regionales. Posteriormente surgieron las sedes de Antofagasta (1963), Arica (1965), Iquique (1965), Talca (1965), Osorno (1965) y Ñuble (Chillán, 1966), las cuales vieron cambiar su denominación a Centros Regionales y posteriormente fueran reconocidas oficialmente como sedes.

En 1967, coincidiendo con la primera generación que rindió la PAA, las sedes regionales tuvieron un ingreso de 3.093 matriculados, de los cuales un 76 por ciento provenían de establecimientos fiscales de enseñanza media.

Agradecimientos: Centro de Documentación - Depto. Pregrado U. de Chile

La PSU

En enero del año 2000, el Ministerio de Educación, con el acuerdo del Consejo de Rectores, convocó a una comisión con el propósito de analizar las pruebas del sistema de admisión a las universidades y sus relaciones con la enseñanza media, y de proponer ajustes y cambios que favorecieran la articulación de ambos niveles.

Sobre la base del informe de esta Comisión, emitido el 22 de noviembre de 2000, un equipo de investigadores de la Universidad de Chile y de la Pontificia Universidad Católica de Chile elaboró un proyecto denominado Sistema de Ingreso a la Educación Superior (SIES), iniciativa que contó con el financiamiento del FONDEF.

Tras un intenso debate público, que involucró a autoridades ministeriales y universitarias, el proyecto SIES fue desechado. Finalmente, en el año 2002, se determinó que la Prueba de Aptitud Académica (PAA) fuera sustituida por las Pruebas de Selección Universitaria (PSU), desarrolladas por el DEMRE. Esta nueva prueba se focalizó en los Contenidos Mínimos Obligatorios (CMO), alineados al nuevo Marco Curricular de la Enseñanza Media.

Incluye cuatro instrumentos independientes: Dos pruebas obligatorias  -una de Lenguaje y Comunicación y otra de Matemática-; dos pruebas electivas -una de Historia y Ciencias Sociales y otra de Ciencias-; con un módulo común y módulos optativos de Biología, Física y Química. Por acuerdo del Consejo de Rectores, la elaboración y aplicación de las PSU continuó a cargo de la Universidad de Chile, a través de su Departamento de Evaluación, Medición y Registro Educacional, DEMRE. La primera vez que se aplicó esta nueva batería de preguntas fue en diciembre de 2003 para el Proceso de Admisión del año 2004.

  • Compartir:
    http://uchile.cl/u110237
    Copiar
Su mensaje fue enviado correctamente
Nombre del Destinatario:
E-mail destinatario:
Su nombre:
Su e-mail:
Comentarios: