Rol de los museos

A 50 años de la Mesa de Santiago: Taller coordinado por el Archivo Central Andrés Bello de la U. de Chile rememoró el rol de museos y comunidades educativas en la actualidad

Cincuenta años han transcurrido desde la realización de la “Mesa Redonda sobre el desarrollo y el papel de los museos en el mundo contemporáneo" desarrollada entre el 20 y el 31 de mayo de 1972. Su objetivo era promover diálogos sobre museología en distintos territorios de Latinoamérica. Uno de esos espacios, fue el que tuvo lugar en la ciudad de Santiago y que contó con el apoyo de la Biblioteca Nacional, el Museo Nacional de Historia Natural y el edificio de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo UNCTAD III.

En dicha instancia, distintas y distintos especialistas se convocaron para discutir y reflexionar en torno al papel que debían cumplir los museos, entendiendo su estrecho vínculo con la educación y, por ende, el rol activo que debían desarrollar junto a dichas comunidades. Es en ese contexto que surge el documento de recomendaciones, el cual se acogió como base para plantear las discusiones del taller coordinado por el Archivo Central Andrés Bello en esta jornada, en donde siete grupos de discusión, integrados por distintas personas del mundo de las artes, vinculadas a museos y provenientes de variadas regiones de América Latina y el Caribe, abordaron tres temáticas de discusión:

  • La función educativa y didáctica de los museos.

En el primer bloque de reflexión, se conversó en torno a cómo se evalúan los “servicios educativos” y la “función didáctica” de los museos en la actualidad. También, el cómo dialoga el museo con la educación en sociedades que exigen cambios a todas las instituciones y que demandan más derechos, más igualdad y menos discriminación.

  • Vínculo entre los museos y establecimientos educativos

El segundo espacio de análisis se dedicó a realizar un balance que permitiera entender por qué puede ser relevante que los museos se vinculen con la institucionalidad educativa y a su vez, se cuestionó si acaso es la escuela un espacio en que las prácticas de un museo pueden replicarse.

  • Descentralización

En tercer lugar, la última discusión estuvo guiada bajo la pregunta de si acaso son las nuevas tecnologías y los medios audiovisuales un aporte para el vínculo entre los museos, las comunidades y los públicos contemporáneos. Sumado a esto y bajo la premisa de que la descentralización sigue siendo una de las demandas actuales, se cuestionó si es que los museos han reflexionado sobre ello y de qué manera se hacen cargo.

Durante casi una hora de intercambio de ideas y propuestas, el taller desarrollado de manera telemática, permitió el encuentro de distintas perspectivas que incluyeron variadas posturas, originarias desde distintas disciplinas (de las que provenían las y los asistentes) y de distintos territorios y espacios de trabajo.

Debido a este fructífero encuentro, Alejandra Araya, directora del Archivo Bello y coordinadora general del taller, valoró el espacio y señaló que “nuestro aporte debía ser desde las preguntas que interpelan tanto a la educación como a la institución museo en dicha reunión desde una perspectiva crítica”. En ese sentido, agregó que, tanto el museo como la universidad “son modelos de institucionalidad cultural que se instalan con la conquista y colonización europea, que operan desde un concepto de cultura que separa las artes mayores de las menores, que tiene un objetivo de conservar y resguardar pero que en ese camino distancia y separa, aumenta brechas y desigualdades”. Finalmente, destacó que, hacer un balance a 50 años con quienes hacen funcionar los museos “es una forma de integrar estas preguntas al debate actual sobre las políticas culturales con una perspectiva latinoamericana y tomar la pregunta por qué es un museo y para qué sirve con la misma mirada crítica y de futuro que en ese entonces”.

En ese sentido y bajo una óptica similar, Nathaly Calderón, encargada de la Unidad de Educación y Área de Investigación Patrimonial del Archivo Bello, destacó positivamente la participación de las numerosas personas asistentes en el taller, ya que “fue muy interesante la diversidad de personas que participaron de distintas disciplinas y de otros países latinoamericanos”, debido a que la conversación relevó el valor de los museos “como espacios donde se ponen en juego otras formas de aprender, que puede aportar de manera integral a las personas, y que tienen gran potencia como actores claves del aprendizaje”.

Finalmente, Alejandra Araya, releva el rol de la Universidad de Chile en las discusiones generadas del taller, concluyendo que “nuestra misión es pública, y hemos asumido la docencia, la investigación y la extensión que son nuestras funciones esenciales como misiones dentro de esta red de instituciones. Era importante entonces sumarse a este balance, en el que sin duda se participó de forma activa también en ese 1972”.

Compartir:
https://uchile.cl/u187240
Copiar